Quiero alquilar mi vivienda en Sitges

Rentabiliza tu propiedad en Sitges alquilándola por meses sin necesidad de licencias.

Tú pones los límites.

El alquiler por temporada es un arrendamiento  con una duración  mínima de 1 mes y máxima de 11 meses.

Este tipo de alquiler se ofrece a personas que necesitan una vivienda en la que  residir temporalmente  por desplazamiento de trabajo, estudios,  situación personal,   obras en casa, vacaciones largas manteniendo su vivienda habitual.

Short Rental Sitges ofrece a los propietarios un modelo de alquiler con muchas ventajas que te permitirá mayor control sobre tu propiedad con respecto a un alquiler de largo plazo y controlar su disponibilidad. Además, tiene la ventaja de que no necesitas licencias ni el pago de tasas del alquiler turístico o vacacional, ya que el alquiler de temporada no necesita requisitos legales especiales y sirve para todo tipo de viviendas.

Las propiedades que se alquilan de manera temporal se ofrecen amuebladas y equipadas con lo básico:  ropa de cama (sábanas, toallas, edredón), TV y Wifi, cocina equipada con electrodomésticos y utensilios básicos para facilitar la estancia a los inquilinos. Los suministros los paga el inquilino en una cuota mensual en función del número de habitaciones de la vivienda.

La condición indispensable  para la firma de un contrato temporal es que el inquilino tenga su vivienda habitual y que la propiedad alquilada vaya a ser su residencia  únicamente durante un periodo de tiempo determinado y por un motivo concreto  (trabajo, estudios…) que se indicará en el contrato.

¿Qué diferencias hay entre un alquiler de vivienda habitual y el alquiler de temporada?

Mientras los primeros son contratos para satisfacer una necesidad indefinida o más permanente del inquilino —por lo que la vivienda alquilada será su domicilio habitual—, los arrendamientos de temporada no buscan que la propiedad se convierta en una vivienda estable para el inquilino, sino en un alojamiento temporal de entre 1 a 11 meses. Es decir, el contrato refleja que el alquiler es por la necesidad del inquilino de ocuparlo por un tiempo determinado y que ya dispone de su vivienda habitual, que es otra.

 

¿Qué diferencia un alquiler de temporada de los alquileres turísticos?

El alquiler turístico o vacacional es un modelo de alquiler para estancias de menos de un mes, normalmente alquilado por días o semanas. Cada comunidad autónoma lo regula de distinta manera y exige determinadas licencias y requisitos, además de algunas restricciones, lo que puede suponer una limitación para los propietarios.

Esta situación, en cambio, no afecta al alquiler temporal  que tiene una duración superior a un mes e inferior a un año para lo que no se requiere licencias ni tasas para poder alquilarlo.

UNA ALTERNATIVA DIFERENTE PARA ALQUILAR TU VIVIENDA

Contacta con Short Rental Sitges y valoraremos juntos las posibilidades de alquilar de manera temporal tu propiedad. ¡Te esperamos!

Sus datos serán tratados para dar respuesta a su solicitud. Para más información y como ejercer sus derechos puede consultar nuestra política de privacidad

info@shortrentalsitges.com

1 + 2 =